Por María del Rocío Bolaños Sánchez, voluntaria del Rancho Vía Orgánica

Muchas de las plantas que conocemos pueden tener propiedades medicinales, las propiedades con las que cuentan las plantas son generadas por la gran cantidad de componentes químicos que contienen. El uso de las plantas medicinales ha recorrido una gran parte de la historia, ya que desde tiempos remotos y en diversas partes del mundo se reconoce su importancia y utilización. Las plantas medicinales no se encuentran aisladas de nosotros, sabiendo utilizarlas de forma correcta se puede llegar a una armonía tanto para nuestro cuerpo como en el ecosistema en el que crecen.

Independientemente de la propiedad medicinal con la que cuente nuestra planta, puede tener muchos otros usos, pero en nuestro huerto estas plantas cumplen una función importante ya que por la cantidad de esencias naturales y compuestos químicos con los que cuentan, nos ayudan a repeler a lo que comúnmente llamamos “plagas”, que podemos encontrar en la planta o suelo del huerto. Y muchas de estas plantas son de tamaños pequeños lo que es aún mejor, ya que además de proteger nuestro huerto no ocupan grandes espacios que pueden ser utilizados para cultivar algunas hortalizas

Estas plantas funcionan generando una interacción con el suelo, plantas e insectos, permitiendo así una equilibrio.

Por eso es importante tener presente plantas medicinales y aromáticas en nuestro huerto, ya que nos ayudarán a protegerlo y mantenerlo sano, evitando así la utilización de productos que pueden causarnos daño a nuestro ambiente y salud. Es mejor prevenir y sanar con plantas.

Algunas de las plantas que además de tener propiedades medicinales generan beneficios en el huerto son:

Mejorana es una planta arbustiva perenne que llega a crecer hasta medio metro de altura, está cubierta por vellosidades blancas dándole un aspecto blanquecino. La mejorana es similar al orégano.

La mejorana se emplea principalmente como remedio digestivo ya que ayuda en dolores estomacales, gastritis, ardor estomacal y espasmos. En nuestro huerto la mejorana nos ayuda a repeler algunos insectos por la esencia natural de la planta, pues para algunos insectos no es agradable y también la podemos utilizar para realizar biopreparados que nos ayuden a disminuir la presencia de alguna plaga presente en nuestro huerto. Y por si fuera poco, también es muy utilizada como condimento para carnes, guisos y sopas por su agradable sabor y aroma.

Epazote es una planta perenne que llega a crecer hasta un metro de altura. El epazote es utilizado para malestares estomacales como diarrea, vómito, inflamación de estómago, falta de apetito y parásitos intestinales (lombrices) tanto de humanos como de animales, en algunas partes es utilizado para malestares menstruales. En nuestro huerto nos ayuda a repeler algunos insectos que pudieran causar daño como pulgones que pueden afectar a plantas y semillas. Además de estos usos el epazote es utilizado como condimento de muchos guisos y antojitos   tradicionales (esquites, salsas, etc.) ya que tiene un agradable sabor y aroma.

epazote-1
Foto: http://recetasnaturista.com/beneficios-del-epazote/

Cempasúchil es una planta anual   que crece alrededor de 60 cm de altura. El cempasúchil es utilizado para malestares estomacales y respiratorios como catarro, gripa, bronquitis, frialdad, dolor de estómago, empacho, cólicos y diarrea. En el huerto cumple dos funciones muy importantes la primera es que por la cantidad de esencias naturales que contiene la planta ayuda a prevenir y disminuir algunos nematodos que se encuentren en el suelo y causen daño al desarrollo de otras plantas y el segundo es que sirve como atrayente de insectos polinizadores que favorecerán la producción de nuestro huerto. Pero el uso principal de esta planta es para adornar la celebración del día de muertos que se hace en el país, pues es a planta representativa de dicho festejo.

7713497550_93c7a76d62
Foto: www.naturalista.mx

Así como estas plantas hay muchas otras más que podemos aprovechar para mejorar nuestro huerto y nuestra salud.

María del Rocío Bolaños Sánchez, estudia en la Universidad Autónoma de Chapingo la Ingeniería en Agroecología y actualmente realiza sus prácticas en el Rancho Vía Orgánica.

COMPARTIR
ACO
A favor de la salud, la justicia, las sustentabilidad, la paz y la democracia.