Por Redacción BLU Radio, Biodiversidad LA, 24 de enero de 2022.

Este miércoles se conoció el texto completo de un fallo de tutela proferido por la Corte Constitucional el 29 de noviembre del año pasado, el cual dejó sin efectos el nuevo intento del Gobierno de Duque para retomar las  aspersiones aéreas de cultivos ilícitos con glifosato. En la sentencia, el alto tribunal reafirmó la necesidad de consulta previa en las comunidades afectadas.

En su decisión, la Corte reconoció “los derechos fundamentales al debido proceso, a la participación, a la consulta previa y de acceso a la información de los demandantes”, ante la posible reanudación de esta técnica de erradicación forzosa de cultivos ilícitos, suspendida desde 2015.

Sobre el fallo, habló en Mañanas BLU, cuando Colombia está al aire, Andrés Mejía, vocero de Asocazul, Asociación de Pequeños Productores de San Pablo, Bolívar. Explicó que su organización ha sido víctima de este proceso de fumigación, en la que 33 familias se han visto afectadas.

En un trabajo que ha venido desarrollando la organización lograron identificar diferentes afectaciones sobre el medio ambiente, pues las entidades encargadas de este proceso, no aplicaron el principio de precaución.

Es por eso que se ha preparado un informe que se presentará ante la Comisión del esclarecimiento de la verdad y ante la JEP, para que se reconozcan los responsables, ya sea el Estado o quien deba responder por dichas afectaciones al ambiente y a la comunidad.

El vocero Mejía aclaró que como comunidad, están en proceso para ser admitidos por la Jurisdicción Especial para la Paz, con el fin que se reconozcan como víctimas, particularmente del Estado. Además, aclara que se identifica al Ministerio del Interior y a división Antinarcóticos de la Policía como responsables.

Al afectar la tierra y los cultivos, se afecta directamente a las comunidades y una de las evidencias que han logrado recopilar, reflejan que los territorios logran recuperar su capacidad productiva después de más de una década.

“Con las personas que pudieron quedarse en sus territorios en sus fincas, posterior la hecho victimizarte, es que hay sectores, en donde una mayor cantidad de aspersión, en el que hasta hoy, después de 10-12 años, se está recuperando mínimamente la capacidad de producción de la tierra, es lo que hemos evidenciado”, declaró el vocero.

Concluyó que para su comunidad, la aspersión no es la solución a los cultivos ilícitos, sino que tiene que darse un proceso de sustitución concertada.

Fuente: BLU Radio

ACO
A favor de la salud, la justicia, las sustentabilidad, la paz y la democracia.