Por Ana Langner, La Jornada, 28 de diciembre de 2018

Integrantes del Movimiento por la Libertad de los Presos Políticos del estado de Guerrero demandaron la excarcelación de 19 miembros del Consejo de Ejidos y Comunidades Opositores a la Presa La Parota (Cecop) y de la Policía Comunitaria de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC), quienes –afirman– están encerrados injustamente, sin pruebas y se les imputan delitos fabricados.

En entrevista, Kenia Hernández, integrante del movimiento y del consejo regional de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Policía Comunitaria (CRAC-PC), expresó que el primero de diciembre el presidente Andrés Manuel López Obrador se comprometió a liberar a todos los presos políticos. Desde entonces “todavía no tenemos resultados”.

Explicó que en reuniones con funcionarios de la Secretaría de Gobernación (Segob) se les informó que el proceso será lento, pues está en curso la ley de amnistía.

Explicó que, además de dicha lesgislación, el movimiento planteó dos alternativas para que sus presos políticos salgan en libertad. La primera se trata de un amparo que será promovido por el Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, contra el auto de vinculación a proceso ante la falta de pruebas contra sus compañeros. La otra vía es que la Fiscalía General de Guerrero se desista de la acción penal por falta de elementos de prueba.

Dijo que el acuerdo alcanzado con la subsecretaría de Derechos Humanos de la Segob es que se buscará establecer un diálogo con el gobierno del estado. Ello, abundó Kenia Hernández, no garantiza que la fiscalía se desista de la acción penal.

Ante ello, se prevé que este viernes haya movilizaciones pacíficas para presionar al gobierno estatal y federal para que se desistan de la acción penal y sean puestos en libertad los comuneros y policías comunitarios apresados el 7 de enero del año en curso.

Caso particular es el del vocero del Cecop, Marco Antonio Suástegui, explicó su esposa María de Jesús Pérez Hernández, pues es la cuarta vez que es detenido “por delitos fabricados”. La primera vez, relató, fue en 2004. Explicó que la salud del portavoz es delicada, pues necesita una cirugía.

En tanto, Arnulfo Cerón Soriano, consejero político del Frente Popular de Tlapa, dijo: “Queremos dejar bien claro que el régimen corrupto de (Enrique) Peña Nieto dejó varios compañeros presos. Hoy, a este gobierno que entra le queda esa responsabilidad de liberar a esos presos políticos.

“Nuestra lucha va encaminada a defender la vida, el territorio, los bienes de la nación y a siempre alzar la voz por los derechos de los ciudadanos.”

“Hasta hoy son presos políticos de Peña Nieto; pero si Andrés Manuel (López Obrador) no los libera este primero de enero de 2019”, serán ya responsabilidad de la nueva administración, dijo Kenia Hernández.

“En Guerrero, el gobierno no está reconociendo a los presos políticos (…) y eso es totalmente falso”, declaró por su parte el líder comunitario y ex preso político Arturo Campos Herrera.

FuenteLa Jornada
COMPARTIR
ACO
A favor de la salud, la justicia, las sustentabilidad, la paz y la democracia.